Djokovic deportado de Australia

Después de varios días el Tribunal Federal Australiano rechazó el recurso de Djokovic contra su deportación, ordenada por el gobierno, que consideró que el número uno del mundo representa un “riesgo para la salud” por no haberse vacunado contra el COVID-19.

La decisión echa a la borda la oportunidad de que pudiese haber ganado el 21° título de Grand Slam, un récord, en el Abierto de Australia que comenzó este lunes a primera hora.


Aun cuando el serbio aceptó la decisión de los jueces, emitió un comunicado donde aseguró que se sentía “decepcionado”.


“Estoy muy decepcionado. Respeto la decisión del tribunal y cooperaré con las autoridades pertinentes en relación con mi salida del país. Ahora voy a tomarme un tiempo para descansar y recuperarme.”

Recordemos que Djokovic fue detenido en su llegada a Australia el pasado 5 de enero y puesto en detención administrativa. El tenista se había contagiado de covid-19 en diciembre pasado, esperaba una excepción para entrar al país sin estar vacunado, pero autoridades no aceptaron la explicación.

Después, el 10 de enero el gobierno australiano sufrió una humillación, cuando un juez bloqueó la deportación del serbio, restableció su visa y ordenó su liberación inmediata.


Sin embargo, el ministro de inmigración contraatacó y canceló su visa –por segunda vez-, alegando que fue por “razones de salud y orden público”. Lo asombroso es que el miércoles pasado, Novak publicó un comunicado y admitió haber llenado incorrectamente su declaración para entrar a Australia, pero justificó que fue un “error humano”.

4 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo