¿Cuáles serán las consecuencias sobre lo ocurrido en el Estadio La Corregidora?

Durante la tarde-noche del sábado se disputó un partido de fútbol entre el equipo de Querétaro y el Atlas, un partido que se detuvo y quedó marcado por una pelea de aficionados.


La movilización inició en las gradas, cuando aficionados de ambos equipos comenzaron a agredirse verbalmente, lo que eventualmente originó un enfrentamiento físico que no pudo ser detenido por la policía.


Mauricio Kuri, gobernador del estado de Querétaro, afirmó la tarde del domingo que no hay muertos por el accidente y que los heridos están graves pero vivos.


“He puesto a disposición del público, toda la información verificada. Por supuesto que entiendo que las imágenes de ayer son perturbadoras [...] Persisten los rumores o versiones malintencionadas que hablan de fallecidos y de los cuales no tenemos registro alguno”, menciona en el video.

En las redes sociales comenzaron a difundirse vídeos de aficionados que grabaron diversas partes de la pelea. Uno de los materiales, que corresponde al supuesto origen del conflicto, evidenció a una decena de barristas de ambos equipos que se encararon en una de las esquinas de las gradas.


Por todo internet se pueden encontrar videos del suceso, muchos de ellos aseguran de que sí hubo muertos durante los enfrentamientos, puedes encontrar los tuits aquí.


Aunque algunos aficionados intentaron apaciguar el ánimo, fueron superados por quienes comenzaron a intercambiar golpes y lanzarse objetos.

El escándalo ya se ha convertido en noticia mundial y podría traer consecuencias indeseables para el futbol mexicano.


El artículo 56 del reglamento dice “La Comisión Disciplinaria, a su entera discreción e independientemente del número de aficionados que invadan la cancha, deberá analizar la conducta desplegada por éstos, es decir, si agredieron o causaron lesiones (a Jugadores, integrantes del Cuerpo Técnico y Oficiales de Partido, entre otros) si causaron disturbios, etc., en esos casos el Club responsable será acreedor a una multa de 4,000 a 7,000 UMA ́s, y por lo menos un partido de veto al Estadio”.

En redes, se solicita la desafiliación del Querétaro, ya que se reporta que los aficionados de este equipo se han caracterizado por ser de los más violentos en el futbol mexicano.


Mikel Arriola, presidente de la Liga MX mencionó que “los clubes son los responsables de la relación con las barras y si van más allá, con esos antecedentes también agravan la responsabilidad de los involucrados, no solo se revisa el estatus del estadio, también el club con sus gripo de animación”.

Pero las consecuencias más graves ante este hecho son con relación a la sede del Mundial 2026, la FIFA tiene postulados a Canadá, Estados Unidos y México, del cual son tres sedes: Ciudad de México, Guadalajara y Monterrey.


Sin embargo, lo sucedido en el estadio La Corregidora ha desatado el rechazo hacia México para convertirse en sede del Mundial, ya que se considera “con un clima hostil con potenciales brotes de violencia”.


En otro comentario le fue solicitado a la FIFA que sancione al futbol mexicano. "México no puede ni debe ser una de las tres sedes del Mundial de Fútbol del 2026. La FIFA tiene que sancionar la violencia insana registrada hoy. El futbol no es eso que hemos visto"


19 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo